[Carta al Director] Las PYMES en Chile

Por Pedro Ávila Silva.

Candidato a Diputado por el Distrito 6 (PR)

Las PYMES son sin duda alguna uno de los grandes motores de nuestro desarrollo y productividad a nivel regional y nacional. Según cifras entregadas el 2015 por el Ministerio de Economía, del stock total de empleos formales, el 40,7 % corresponde a lo que entregan las PYMES, por lo tanto, el apoyo a este sector es fundamental para el crecimiento personal y aporte social de miles de familias chilenas.

Ante ello, se han estado fomentando durante la última década las capacitaciones, los créditos blandos y el capital semilla, las cuales son todas iniciativas de peso que son un aporte ineludible y necesario que debe continuar y aumentar, pero, sin embargo, hay un factor muy relevante que no está siendo atendido y con el que podríamos realizar un impacto muy fuerte en estas empresas y que tiene que ver con la reducción del plazo máximo de 90 días que tienen las facturas para ser pagadas.

Cuando a un emprendedor se le paga a 90 días después de que ya entregó un determinado producto o servicio, con los costos que eso implicó para los balances de la PYME, le significa verse en la mayoría de los casos falto de liquidez, por lo que se les empuja a hacer malabares financieros para poder subsistir, pidiendo préstamos a bancos o recurriendo a factoring con tazas asfixiantes, lo que incluso en muchas ocasiones les puede llevar a la quiebra no por no haber vendido lo suficiente, sino que por no recibir el pago ganado con justicia, en un tiempo razonable.

Esta situación debe terminar, y para ello, proponemos dos medidas paralelas; por un lado establecer por ley que el plazo de pago para un servicio debe ser de no más de 30 días, existiendo margen de excepción en algunos rubros que por su particularidad lo requiera y, por otro lado, la creación de un ranking público de pagos de las diferentes empresas, en donde puedan destacar aquellas organizaciones que realizando buenas prácticas, pagan en el menor tiempo posible.

De esta manera, podríamos apoyar de forma concreta e inmediata, con algo importantísimo a nuestras PYMES, que al entregar más de 5 millones de empleos en nuestro país, las necesitamos fuertes, modernas y sobre todo, con liquidez para poder subsistir y sin ser víctimas de abusos injustificados, como lo es el pago a 90 días.

Compartir:
Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *