Experto entrega recomendaciones para cumplir con normativa de transporte de niños en autos

Durante este mes entrará en vigencia la modificación a la Ley de Tránsito, por lo que es necesario conocer detalles del uso de sillas, alzadores y butacas.

La próxima semana comenzará a regir la modificación a la Ley de Tránsito que regula la manera en que deben ser transportados los niños al interior de los automóviles, cambio que ha sido conocido como “ley sobre sillas infantiles”. En pocas palabras, la nueva normativa establece que los niños menores de 12 años solo pueden viajar en los asientos traseros, utilizando siempre el cinturón de seguridad, mientras que los menores de nueve años deben hacerlo en alzadores o butacas. Omar Jerez, académico de Santo Tomás y experto en la materia, explica mayores detalles sobre estos cambios.

¿Qué diferencia existe entre cada uno de ellos?

El jefe de las carreras Prevención de Riesgos del IP-CFT Santo Tomás sede San Joaquín, indica que “los alzadores solo están diseñados para levantar al niño permitiendo un buen ajuste del cinturón de seguridad, en cambio, la butaca protege tanto la columna como la cabeza impidiendo que el menor pueda golpear su cuerpo contra la carrocería del vehículo en caso de choque o colisión. Incluso lo protege de manera lateral”.

El docente agrega además que “debemos considerar que la instalación de las butacas puede variar de acuerdo a las características de los menores (talla, peso, edad) y las recomendaciones del fabricante. Ello permite decidir finalmente cómo se ancla la butaca en el asiento del auto, recomendándose siempre que los niños menores a dos años vayan mirando hacia atrás. Es importante mencionar que si el menor mide 1,35 metros o más y pesa 33 kilos o más, no se hace obligatorio utilizar el sistema de retención infantil”.

Como esta nueva normativa ha provocado un aumento en el interés por adquirir sillas para niños en el comercio, Jerez llamó a tomar en consideración que “cualquier silla debe ser certificada, lo que queda demostrado con una etiqueta amarilla adosada a ella y que contiene el siguiente código de acreditación: 3CV- ASN-XX-XXX-2015-000”. Este código se interpreta de la siguiente manera:

3CV: Centro de Control y Certificación Vehicular del Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones.

ASN: Acreditación sillas de niños.

XX: Marca del fabricante de la silla.

XXX: Nombre del modelo de la silla.

2015: Año de fabricación.

000: Número correlativo de acreditación.

Compartir:
Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *