Lobita Marina que vivía con nylon de pesca incrustado en su cuello está teniendo una favorable recuperación

Tras dos meses de búsqueda, equipo veterinario de Sernapesca logró rescatar al animal y se está rehabilitando positivamente de su lesión en Parque Safari de Rancagua.

Una positiva recuperación experimenta el ejemplar de lobo marino común hembra de poco más de un año liberado por el equipo de Sernapesca Valparaíso de una red de pesca que mantenía incrustada a su cuello y que le había provocado una seria lesión.

Gabriel Maldonado, médico veterinario de la Unidad de Rescate Animal de Sernapesca Valparaíso, explicó que la primera denuncia de este caso fue recibida en enero pasado pero el ejemplar se hallaba en un acantilado de difícil acceso en Concón.

Tras aparecer en distintos puntos, finalmente la loba marina llegó al sector de playa Las Salinas, donde gracias a la ayuda de los salvavidas que mantuvieron alejada a las personas para que no huyera el equipo de rescate pudo atraparla y trasladarla al centro de la universidad Santo Tomás.

“La gente se acercaba y el lobo se asustaba y se devolvía al mar, pero logramos comunicarnos con los salvavidas de recta Las Salinas. Pudimos evitar, gracias a ellos, que la gente intentara hacer por las suyas este rescate y fuimos… lo sacamos de la playa y la llevamos al Centro de Rescate de la UST donde le pudimos extraer esta red de pesca que tenía enredada en su cuello y que le provocó una lesión bastante profunda, pero que se está recuperando. Ahora se rehabilita en el Parque Safari de Rancagua”, explicó el profesional de Sernapesca.

El médico veterinario explicó que es habitual como Servicio recibir y atender este tipo de casos, pero no siempre es un procedimiento rápido. ”Es complicado el rescate de estos lobos porque ellos crecen con este cuerpo extraño adosado, entonces al crecer le va generando esta lesión, pero que no es invalidante, y al acercarnos el lobo reacciona, se lanza al agua o ataca. En el agua es más complejo hacer el rescate por el uso de sedantes y porque los lobos tienden a hundirse”.

Tras ser asistida, esta loba de mar se mantiene a cargo de los cuidados del equipo veterinario del Parque Safari, con el que Sernapesca mantiene un convenio de apoyo, y se estima que dentro 2 semanas ya podría ser liberada en un punto cercano al lugar que fue hallada.

Sernapesca dispone de la línea 800 320 032 y del twitter @sernapesca para denuncias y atenciones de este tipo.

Compartir:
Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *