La enfermedad derivada de la diabetes que puede dejarte ciego: Síntomas y cómo evitarla a través de tratamientos efectivos

De todo el espectro de personas que padecen esta enfermedad, según cifras de la División de Prevención y Control de Enfermedades (DIPRECE) del Minsal, 1 de cada 3 pacientes en el mundo tiene retinopatía diabética, una condición que si no es tratada a tiempo puede generar la pérdida total de la visión.

macro human eye

Hace poco se conmemoró el Día Mundial de la Diabetes, una enfermedad que en Chile tiene una alta prevalencia según la última Encuesta Nacional de Salud, con más de 2 millones de casos registrados, cifra que va en claro aumento debido a los factores de riesgo que cada vez son más frecuentes en nuestro país: sedentarismo, aumento de peso, abuso del tabaco, entre otros.

Tal como lo señalan desde el mundo médico, esta condición trae consigo un sinfín de otras patologías que pueden afectar seriamente distintas partes de tu organismo, entre ellas la visión, la cual puede resultar dañada al 100% si no es tratada de forma adecuada mediante tratamientos adecuados y pertinentes.

Una de las afecciones que más peligro puede generar en este sentido es la retinopatía diabética, una enfermedad que “se produce ya que a raíz de la diabetes se dañan los vasos sanguíneos del tejido sensible a la luz que se encuentra en la parte interna del ojo, lo que conocemos como retina”, indicó el Dr. Tomás Rojas, retinólogo de la Clínica IOPA.

En este contexto, el especialista indicó que la prevención temprana es vital para evitar consecuencias de mayor gravedad. “Un paciente al que se le detecta a tiempo una retinopatía diabética tiene la oportunidad de controlar la situación. El problema es cuando los diagnósticos no se hacen oportunamente. Hay unos estudios que dicen que la mayoría de los pacientes llevan años de diabéticos antes de saber que padecen la enfermedad.. Entonces, cuando tú no controlas bien la diabetes, las secuelas pueden ser devastadoras”.

Los síntomas de esta afección pueden ir desde tener permanentemente una visión borrosa o variable, ver manchas en el espacio, o percibir zonas de visión oscuras. Tal como lo señala el académico de la Universidad de Chile, todos estos indicios probablemente no se manifiesten hasta que la retinopatía diabética esté en una etapa avanzada, por lo que se hace indispensable para quienes tienen diabetes hacerse chequeos preventivos.

Por su parte, Gustavo Serrano, presidente y fundador de la Fundación Lucha Contra La Retinitis Pigmentosa, Fundalurp, entidad que nació para ayudar a personas afectadas por esta enfermedad pero que hoy en día apoya todo tipo de discapacidad visual, sostuvo que esta patología requiere mayor visibilización en Chile.

“En nuestro país comúnmente se asocia la diabetes con complicaciones en otros órganos del cuerpo, pero pocas veces se relaciona con la visión. Es necesario darle a conocer a la población que son muchas las personas que pierden la vista producto de la retinopatía diabética”.

Tratamientos y cobertura

En Chile, la retinopatía diabética está cubierta por el Plan de Acceso Universal de Garantías Explícitas (GES), lo que permite que todos los pacientes puedan acceder a terapias para evitar un avance que perjudique la calidad de vida de las personas. No obstante, hay tratamientos de última generación que no están cubiertos, lo que genera un escenario dispar para quienes padecen la enfermedad.

“Existen bastantes tratamientos que son extraordinariamente efectivos como el uso de Anti-VEGF o el uso de corticoides intravítreo (IVI), pero que a pesar de estar en las guías clínicas del Ministerio de Salud, no están dentro de la canasta GES y por lo tanto solo algunos de los hospitales y los prestadores públicos que son los encargados de entregar la prestación para los pacientes que se atienden en el sistema FONASA lo tienen, pero en cantidades insuficientes. Lo que sí tienen es el acceso al láser y vitrectomía, que son muy buenos, uno de los pilares de la terapia, entre otros”, subrayó el especialista.

“Si bien el estado hace un esfuerzo al garantizar el tratamiento con láser y vitrectomía, un gran porcentaje de los pacientes necesitan complementar con una inyección intravítrea, y al no tener acceso a esta terapia la salud visual del paciente se perjudica hasta incluso llegar a la ceguera total… y sabemos que el costo de no tratar a los pacientes es superior al costo adicional al incluir las IVI”, añadió.

Asimismo, el Dr. Rojas precisó que esta problemática no es propia de Chile. “Hay muchos países desarrollados que no pueden tener cubiertos estos tratamientos porque el gasto es gigante, y por esto mismo el énfasis en la retinopatía diabética no tiene que estar en tratar esta patología de forma puntual, sino que el énfasis tiene que estar en tratar la diabetes propiamente tal, porque de ahí se derivan todos los otros problemas”.

En cuanto al acceso a terapias de rehabilitación, Gustavo Serrano indicó que actualmente el Estado chileno no se está haciendo cargo de esta área, a pesar de que así lo indica la Ley 20.422. De hecho, el presidente de Fundalurp se reunió en agosto pasado con la Comisión de Salud del Senado para dar a conocer esta realidad y presionar para que existan cambios. “La rehabilitación de personas con discapacidad visual en Chile el Estado no lo está realizando, sino que se está haciendo a través de la sociedad civil, como por ejemplo Fundalurp y algunas otras instituciones. Esta es una obligación del Estado porque así lo indica la ley y la Convención de Derechos Humanos de las Personas con Discapacidad, ya sea de manera directa o indirecta”, cerró el directivo.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *