[Columna de Opinión] Emprender en tiempos de tecnología

Por Maurizio Pancorvo, Account Manager de BackSpace & Director de Chiletec A.G

Mauricio Pancorvo

          De acuerdo a cifras publicadas en la cuarta encuesta de Microemprendimiento del Ministerio de Economía, que reveló que sólo el 9,1% de los microemprendedores de Chile tiene menos de 30 años, me parece necesario reflexionar sobre la importancia de profesionalizar a éstas micro empresas mediante el uso de tecnología.

En la actualidad existen múltiples aplicaciones empresariales que generan bastante valor organizacional, y gran parte de ellas son gratis o se ofrecen a precios muy asequibles. No obstante, es ésta misma oferta la que puede confundir al emprendedor, por lo que toca preguntarse ¿Cuál software es realmente útil para mi negocio?

Ese es el primer desafío de cualquier emprendedor, saber cuáles son las necesidades del público al que va llegar y de tener claro de qué forma va controlar su negocio sin perder tiempo y dinero en ello. Un ejemplo es lo que se puede hacer con herramientas de gestión operacional, como Bizagi, que permiten modelar, ejecutar y monitorear los procesos de la empresa para controlar las tareas del día a día que no se reflejan en un ERP.

Por otro lado, existen herramientas que los Millenials (sobrenombre social para los nacidos entre 1980 y el 2000) han incorporado en su actividad diaria para entender de una manera más visual lo que ocurre con su negocio y el entorno. Claro ejemplo de ello sería Tableau. Este software permite a cualquier usuario la posibilidad de conectarse de manera rápida y fácil a diversas fuentes de datos, sin requerir intervención de personal especializado en tecnología. ¿Cuál es el objetivo? Dar respuesta a sus preguntas, y compartir con sus pares los descubrimientos que haga de la forma en que el ser humano lo ha hecho durante siglos: con historias o Story Telling.

Aquí está la clave. Seamos emprendedores, pero con una visión de empresa y un sentido de crecimiento país. Emprendamos para crecer y desarrollar empresas que perduren en el tiempo.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *