La opticalización de las redes es un paso clave para los Hospitales 4.0

La Transformación Digital de la salud requiere de una infraestructura de Fibra Óptica que permita la conexión segura y continua de los equipos, que de soporte a las aplicaciones tecnológicas y permita el tráfico de grandes volúmenes de datos. Especialista de Furukawa explica lo que significa estos cambios en el área.

Con la pandemia quedó demostrado que avanzar hacia la transformación digital en salud es un paso ineludible. El confinamiento obligatorio exigió a las instituciones sanitarias una rápida adaptación de sus sistemas para atender las demandas que no podían satisfacerse de manera presencial.

Para Lucas Samyn, Head Pre-Sales Engineering de Furukawa Electric Latam, esta transformación no se limita exclusivamente a la posibilidad de gestionar un turno de manera virtual o consultar a un profesional por videollamada, sino que “implica un cambio más profundo y disruptivo”.

En línea con las tendencias globales, la región avanza en la incorporación de tecnologías para mejorar la calidad de atención de los pacientes y brindar soporte a la tarea de los profesionales de la salud en su día a día, aumentando la eficiencia del sistema y también reduciendo costos.

Algunos países de Latinoamérica, entre los que se cuenta Chile, trabajan en la creación de un marco regulatorio para la Historia Clínica Electrónica (HCE), que será la punta de lanza del sistema de sanitario del futuro, donde la sinergia entre la acción humana y los procesos de automatizados permitirán la creación de hospitales inteligentes.

Para el ejecutivo de Furukawa tecnologías cómo Internet de las Cosas (IoT), Inteligencia Artificial (IA), nanotecnología, data analytics, cloud computing, big data, impresión 3D, realidad virtual, realidad aumentada, robotización y programación neurolingüística (NLP), entre otras, tendrán aplicaciones clave en la gestión, interoperabilidad, monitoreo, predicción y diagnóstico de la salud.

“Estas implementaciones aumentarán exponencialmente el flujo de información y requerirán una infraestructura de red basada en Fibra Óptica, estable y robusta, que garantice la conectividad necesaria para acceder a imágenes, a bases de datos, permitir la comunicación instantánea, la gestión en tiempo real y la seguridad y protección de datos sensibles”, comenta Samyn.

La opticalización de las redes elimina la interferencia electromagnética causada por equipamiento hospitalario como scanners y resonadores, a la vez que mantiene sin interrupciones los servicios, en su gran mayoría, críticos.

Para hacer frente al desafío que implica la transformación digital del sistema sanitario se requiere el uso de diversas tecnologías como:

Data Center

Los Centros de Datos de hospitales inteligentes requieren un alto rendimiento y flexibilidad para satisfacer diferentes demandas de aumento de ancho de banda y velocidad (y diferentes distancias). Para garantizar las comunicaciones de alta velocidad y bajo retraso, se necesita tecnología de fibra óptica, “además de consultoría de diseño e implementación, capacitación en aplicaciones y en buenas prácticas, inspección durante la instalación y una garantía extendida de hasta 25 años”, destaca el ejecutivo de Furukawa.

Infraestructura Gestionada

Mediante soluciones que permitan centralizar la gestión de la infraestructura física de la red, reduciendo significativamente el esfuerzo en la operación de TI. Para XX es muy importante garantizar la seguridad de las conexiones físicas a través de las prácticas de gestión de inventarios y fallas (HIMSS) y alarma de servicios no autorizados, así como la actualización automatizada de la documentación de la red (As-Built), aportando mayor agilidad, incluyendo una mejor visibilidad a través de informes de gestión y una mayor eficiencia en la recuperación de fallas. Además, es más sostenible: la documentación es toda digital (hospital sin papel).

Hospital 100% óptico

XXX comenta que la experiencia con la infraestructura óptica de Furukawa all-in-one proporciona alta disponibilidad (Carrier Class), inmunidad electromagnética y protocolos de seguridad y cifrado nativo. Asimismo, requiere menos material y espacio (lo que permite dedicar menor espacio a las salas técnicas) e implica menos consumo de energía.

Ambiente conectado y seguro

Es vital para los hospitales el contar con tecnologías certificadas por organismos internacionales, lo que garantiza la conectividad incluso en los ambientes más agresivos: humedad, polvo, fluidos, etc. La performance está asegurada, ya sea en el centro quirúrgico, lavandería o áreas de limpieza y eliminación, mientras se cumple con todas las normas hospitalarias.

El ejecutivo de Furukawa comenta que algunas de las instituciones de salud de la región ya poseen este tipo de experiencias, entre ellos el Hospital Albert Eistein y el hospital Mater Dei Betim-Contagem (Brasil); la Clínica Alemana (Chile) y el Hospital Italiano (Argentina).

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *