Autos equipados con freno automático de emergencia reducen en casi un 50% el número de accidentes

Con el objetivo de entregar mayor seguridad y confort a sus usuarios, las marcas más importantes a nivel mundial cada día suman nuevas tecnologías que buscan reducir la cifra de accidentes, lo que se ha logrado con creces según estudio internacional.

La protección del conductor y pasajeros, es  cada vez más relevante para la industria automotriz. Así lo demostró un estudio realizado en Estados Unidos donde se destaca que el freno automático de emergencia y el aviso de impacto frontal, podrían reducir a la mitad los choques por alcance, así como también la cifra de lesiones graves. 

El análisis fue realizado por la Asociación para la Investigación Analítica en Seguridad Vial de Estados Unidos y contó con la participación de Honda. La compañía japonesa, junto a otras marcas, aportaron con datos de vehículos fabricados entre 2015 y 2020 para realizar el estudio.

Los datos, que fueron comparados con 12 millones de registros de accidentes, demostró que aquellos autos equipados con el sistema de  Aviso de Impacto frontal y Freno Automático de Emergencia, reducen las colisiones por alcance en un 49% y el número de lesiones a 53%. En el caso de aquellos autos que solo cuentan con aviso de impacto frontal, las colisiones por alcance bajaron un 16% y la cifra de lesiones un 19%. El estudio destaca además que todas las tecnologías de asistencia que permitan mantenerse centrado en la ruta y evitar diferentes tipos de accidentes son de gran importancia para evitar choques y lesiones de gravedad en pasajeros.

José Ignacio Zenteno, Jefe de Marketing de Honda Motor Chile  sostiene sobre el estudio que “dada la importancia de disminuir cada vez la posibilidad accidentes y lesiones graves en conductor y pasajeros, nos hemos propuesto como marca, llegar al año 2050 con cero accidentes donde la marca esté involucrada. Un gran desafío que apunta a la incorporación de toda la tecnología necesaria para lograr nuestro objetivo”.

El compromiso del gigante japonés, líder en seguridad, se basa en ir agregando cada vez más inteligencia artificial a sus vehículos que permita realizar diferentes conexiones que ayuden al conductor desde no quedarse dormido mientras conduce, hasta evitar accidentes menores y mayores. Es decir, reducir a cero las víctimas en ciudad y carreteras, 

Sensing 360

La incorporación de nuevas tecnologías en seguridad ya es parte de la identidad de la marca nipona. Los modelos Honda cuentan con Sensing 360 sistema que incluye diversas herramientas que permiten una conducción más segura en todo tipo de camino y condición, Éste incorpora sofisticados sensores que permiten detecta vehículos y peatones cercanos y asistencia en la conducción ayudando por ejemplo, que el vehículo permanezca centrado en su carril, cambiarse con toda seguridad, bajar la velocidad en caso necesario y girar sin impedimentos en intersecciones, entre otras.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *