Enfermedad de Crohn: nueva opción terapéutica mejora sustantivamente la calidad de vida de pacientes

Acaba de llegar a Chile una innovadora terapia biológica, cuyo mecanismo de acción es clave en la respuesta inmunitaria e inflamatoria. Esta terapia es una excelente noticia para pacientes que hoy no logran mantener la remisión a un año de haber iniciado un tratamiento biológico con anti-TNFs.

La enfermedad de Crohn es una enfermedad crónica y progresiva que causa inflamación del sistema digestivo, impactando fuertemente la calidad de vida de quienes la padecen. Según estimaciones de la Sociedad Chilena de Gastroenterología, 20 de cada 100 mil habitantes presentan algún tipo de enfermedad intestinal.

En Chile, se acaba de aprobar el uso de ustekinumab, una molécula investigada y desarrollada para el tratamiento de la enfermedad de Crohn moderada a severa en pacientes adultos, que abre las puertas para que los pacientes que hasta ahora no lograban alcanzar los objetivos de tratamiento con las terapias existentes puedan obtener la remisión de la enfermedad y tener una vida normal.

Las personas con enfermedad de Crohn presentan niveles elevados de interleucinas IL-12 e IL-23, dos proteínas que desempeñan un rol clave en la respuesta inmunitaria e inflamatoria, e intervienen en esta y otras enfermedades inmunitarias. Ustekinumab es la primera terapia biológica para la enfermedad de Crohn dirigida a inhibir las interleucinas IL-12 e IL-23, reduciendo la inflamación y la cascada de efectos que ésta produce.

“Esta terapia ha funcionado bien en Europa y Estados Unidos. En Chile ya estamos viendo buenos resultados en nuestros pacientes. El alivio en sus síntomas es considerable y evidente, después de la primera dosis. En los casos que estoy atendiendo, el cambio en su cotidianidad y calidad de vida es sustantivo desde las primeras semanas”, afirma el Dr. Patricio Ibáñez, jefe del Departamento de Gastroenterología de la Clínica Las Condes.

De acuerdo con estudios clínicos realizados con esta terapia, entre el 34% y el 56% de los pacientes mostraron un alivio de sus síntomas en apenas 6 semanas después de recibir la primera dosis.

La mayoría de los tratamientos actuales se centran en el control de los síntomas, pero tienen poco impacto en control del curso de la enfermedad, que es lo que ofrece actualmente ustekinumab. “Su mecanismo de acción permite controlar bien la enfermedad, impidiendo que progrese. Hay estudios que sostienen que, al año de uso, podemos reducir las hospitalizaciones, la necesidad de corticoides y la cirugía”, sostiene el Dr. Ibáñez. Su aplicación además mejora la adherencia al tratamiento, ya que se realiza una primera aplicación vía intravenosa, para seguir en forma subcutánea, en la semana 8 y luego cada 12 semanas.

Sobre la enfermedad de Crohn

Esta patología impacta por igual a hombres y mujeres, y aunque puede presentarse a cualquier edad, en la cual es más frecuente entre adolescentes y adultos jóvenes de entre 15 y 35 años. Sus síntomas más habituales son alteración en las deposiciones (diarrea/sangrado), dolor abdominal, fiebre, fatiga, pérdida de peso, entre otros.

“Aparece en el período de mayor productividad laboral, en su etapa educativa, o de inserción laboral, por cuanto la calidad de vida de estos pacientes se ve afectada en todos los aspectos. Son personas que deben ir ocho o más veces al día al baño, tienen bajas importantes de peso, sufren dolores permanentes, lo que hace muy complejo hacer una vida normal”, explica el Dr. Patricio Ibáñez.

A lo anterior se suma que su tratamiento es complejo. Si bien hasta ahora existían varias terapias biológicas aprobadas, más de 40% de los pacientes no logra la remisión un año después de iniciado el tratamiento. Y dentro de los primeros 5 años luego del diagnóstico un 20% necesitará cirugía y entre el 70% y 90% podría llegar a necesitarla lo largo de su vida.

“Esta nueva terapia biológica apunta a un mecanismo distinto al de los bloqueadores de TNF existentes hasta ahora, dando una alternativa a los pacientes en que estas terapias han fracasado”, concluye el Dr. Ibáñez.

Acerca de Janssen

En Janssen, compañía farmacéutica de Johnson & Johnson, trabajamos para crear un mundo sin enfermedades.  Nos inspira transformar la vida de las personas a través del desarrollo de nuevas y mejoras formas de prevenir, interceptar, tratar y curar enfermedades.

Reunimos a las mejores mentes y buscamos la ciencia más prometedora. Somos Janssen, colaboramos con el mundo por la salud de todos. Para obtener más información, visite http://www.janssen.com/chile/

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *