Foca elefante austral varó en playa de San Antonio para cambiar su pelaje

 

Sernapesca supervisó su estado y llamó a la comunidad a no molestar ni alimentar al mamífero marino de 400 kilos que estará varias semanas en el lugar.

DSC_7695

          Hasta un mes podría permanecer en la playa Pacheco Altamirano de San Antonio la foca elefante que varó en la caleta pesquera local generando gran expectación entre transeúntes y comerciantes. Personal de la Unidad de Rescate de Animales Marinos de Sernapesca revisó su estado, constatando que se trata de una hembra de cerca de 10 años que realiza el proceso natural de muda de piel razón por la cual sale a la orilla a descansar algunas semanas.

          Mauricio Ulloa, jefe de la Unidad de Rescate de Animales Marinos,  precisó que el ejemplar se encuentra bien de salud y que en este proceso no requiere de alimentación sino sólo descanso y tranquilidad.

          “Es un ejemplar que está absolutamente sano, y solamente salió a descansar porque está experimentando un cambio de pelaje, la muda de piel, por lo tanto en estas condiciones los animales salen a la playa, un varamiento voluntario, por lo que se recomienda al público que no lo molesten, por ningún  motivo lo alimenten, puesto que no necesita alimento, y algo muy importante es que la gente no se acerque, que los niños no se acerquen porque es un animal silvestre, salvaje, que en cualquier momento podría reaccionar mal y producir alguna lesión o daño a alguna persona”, precisó el profesional.

DSC_7706

          Acompañado por personal de la Armada, el médico veterinario de Sernapesca entregó información a visitantes y pescadores sobre esta especie, que corresponde a una hembra de alrededor de 400 kilos –los machos pueden llegar hasta 1 tonelada-y que es característica de la zona austral de nuestro país siendo el de mayor tamaño entre los pinnípedos.

          La Capitanía de Puerto de San Antonio realiza patrullajes diarios al lugar para resguardar que el público no altere al animal marino y se eviten accidentes.

          Tras la visita a San Antonio, la Unidad de Rescate de Animales Marinos se trasladó hasta El Tabo para rescatar un polluelo de pingüino varado en la playa Caleuche en aparente estado de deshidratación. El animal fue derivado a la clínica veterinaria de la Universidad Santo Tomás en Viña del Mar para su rehabilitación.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *