Piden modificar reglamento que prohíbe a taxis de turismo utilizar taxímetro

Representantes de la Confederación de Taxis Colectivos y Transporte Menor de Chile (CONTRAMEN) y el senador Chahuán llegaron hasta la Subsecretaría de Transportes para plantear la importancia de modificar el reglamento para transparentar los cobros en beneficio de los usuarios.

 

El senador Francisco Chahuán sostuvo una reunión con la subsecretaria de Transportes, Gloria Hutt y representantes de la Confederación de Taxis Colectivos y Transporte Menor de Chile (CONTRAMEN), quienes buscan respaldo para modificar el reglamento que hoy los rige y que establece la prohibición de que los taxis de turismo dispongan de taxímetro.

El parlamentario y titular de la Comisión de Transportes del Senado explicó que en el encuentro sostenido con la subsecretaria y dirigentes del gremio provenientes de Viña del Mar y Valparaíso -encabezados por su presidente, Eduardo Castillo- respaldó la solicitud de dicha entidad respecto de modificar el reglamento que hoy los priva de la posibilidad de instalar los aparatos que permiten medir el importe que se debe cobrar en relación a la distancia recorrida por el vehículo y el tiempo transcurrido.

A juicio de Chahuán, “es muy importante que las taxis de turismo cuenten con dicho artefacto, que contribuirá a que quienes visiten nuestra zona sepan a ciencia cierta cuál es el costo de sus traslados y finalmente terminar con los abusos, tal como lo pretende la propia Confederación.”

Por lo mismo, aseguró que “dar al menos la posibilidad de habilitar taxímetros en estos vehículos de turismo va a ser un avance sustantivo y permitirá devolver la confianza del turista a los cobros que se les realizan en la región de Valparaíso.”

Por su parte, el presidente de CONTRAMEN, Eduardo Castillo, sostuvo que la medida sería “un tremendo beneficio porque transparenta lo que se está cobrando y no se pasaría por terceras empresas que no tienen que ver con la operación misma, sobre todo considerando que se está prestando un servicio a un segmento especial”.

Vale señalar que esta solicitud le atañe a los autos azules de transporte colectivo menor, donde rige una tarifa convenida entre el usuario y el conductor, “y lo esperable es incluir a las van, pues están ganando terreno, por lo que se deben reglamentar más allá del decreto 80.”

Según Castillo, es preciso aumentar la fiscalización en el sector y asegura “que las tarifas no sufrirían cambios y se trata es de que la gente sepa que se les está cobrando lo que corresponde, porque a veces estos servicios vienen amarrados en paquetes turísticos o a través de intermediarios inescrupulosos.”

Compartir:
Pin It

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *