Visitantes podrán conocer la antigua morgue y las ex dependencias de la comunidad religiosa del Hospital Van Buren

En el marco de la celebración del Día del Patrimonio Cultural en Chile, el centro asistencial porteño abrirá sus puertas el próximo domingo, 26 de mayo, desde las 9.30 horas.

La primera morgue de Valparaíso, el ascensor patrimonial y la casa comunidad de las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paul del Hospital Carlos Van Buren, serán parte del recorrido que los visitantes podrán realizar el próximo domingo, 26 de mayo, desde las 9.30 horas, para celebrar el Día del Patrimonio Cultural en Chile en el tradicional centro asistencial porteño.

Además, el circuito contempla la exhibición de diversos objetos, fotografías e instrumentales de épocas pasadas. También contará con la presentación del músico instrumentista, Santiago Araya, destacado oboísta nacional.

La responsable de Biblioteca y Patrimonio Cultural de la Salud del HCVB, Myriam Castillo, invitó a la comunidad para que participe en la celebración, “invitamos a los vecinos este domingo, 26 de mayo, a contar de las 9.30 hasta las 18 horas, a compartir, observar, mirar y disfrutar de lo que el Hospital ha estado organizando. El recorrido comenzará en la parte posterior del Hospital, vamos a recibirlos por el sector de la subida El Litre, para mirar lo que fue la antigua parte final de la morgue para, posteriormente, seguir con un paseo donde los visitantes irán a la parte central de nuestro Hospital, donde se encuentra el ascensor, monumento histórico desde el año 2011 y las locaciones de lo que fue la casa comunidad de las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paul, que trabajaron hasta el año 2017”.

Junto a lo anterior, la funcionaria agregó que “la institución conserva objetos de cuatro hospitales que hubieron en Valparaíso: el Hospital de Niños, Enrique Deformes, Traumatológico y el Carlos Van Buren, es un paseo dinámico a través de muchos objetos de diferentes áreas, como pediatría, por ejemplo, conservamos un AMBU o resucitador manual de 1930, un toma presión de 1940, un electrocardiógrafo manual, todos guardados en cajas de maderas con un tratamiento muy especial”.

Oboísta

La actividad contará con la presentación del destacado músico instrumentista, Santiago Araya, diplomado en Oboe y Música de Cámara de París, quien comentó que “he improvisado cosas, mi profesora me dice que no tengo que pensar todo, puedes hacer una serie e improvisar, entonces algo logré escribir y me solté y le dije “ya descubrí el método”, hay que escribir con el corazón, también con la cabeza, pero desde el corazón, cuando uno improvisa, no lo piensa mucho, es más rápido, entonces haré improvisaciones con notas que representen el Hospital”.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *