Niños refuerzan su seguridad con talleres de natación

Alumnos van desde los 3 hasta los 86 años, inclusive. 

Por Alicia Pizarro, Prensa Villa Alemana.

DSC_0025

“Esto ha sido un gran logro. Superé mis miedos y aprendí a nadar muy bien”. Así resumió Andrés Carrizo, de 12 años, su experiencia en el taller de natación que como cada verano imparte la municipalidad de Villa Alemana a través de su Unidad de Deportes, y que terminó su primera fase.

El alcalde José Sabat fue el encargado de entregar los diplomas y premios a gran parte de los 271 alumnos, de entre 3 y 86 años que participaron en la primera de las fechas del taller que culminará el 26 de febrero, y que incluye las categorías Delfín, Pirgüín (inicial y avanzado), Pejesapos y Adultos (inicial y avanzado).

El programa se ejecuta en convenio con el Rotary Club y se realiza durante los meses de Enero y Febrero de cada año de lunes a viernes desde las 09:00 a 13:00 horas y tiene un costo de $8.500 menores (hasta 14 años) y $9.000 adultos (14 en adelante), por dos semanas de clases.

El alcalde Sabat destacó los valores que entrega tanto la natación como otros deportes en la formación de los menores. “Es necesario que desde pequeños nuestros niños puedan orientarse al tema deportivo y en este caso ha sido tanto el éxito del programa de natación en verano que hemos luchado para construir nuestra propia piscina semiolímpica temperada techada y que se adjudicará durante febrero a la empresa ganadora de la licitación respectiva”, dijo, precisando que está diseñada tanto para competidores como para niños, jóvenes, adultos y adultos mayores.

SEGURIDAD

Respecto de los talleres de natación, los padres están tan satisfechos como sus hijos. “Con los accidentes que se producen en la temporada de verano es súper importante que los chicos aprendan a nadar. A mi hijo le ha hecho muy bien”, comentó Paola Santiago.

“Es una muy buena instancia de entretención para los niños que no tiene la oportunidad de salir a veranear”, dijo Noemí Viveros, a lo que Luis Alvarez agregó que “es una iniciativa muy sana que ayuda al desarrollo de nuestros niños”.

Leyla Yagi afirmó que los cursos municipales de natación son una buena opción para potenciar la seguridad de los niños. “Cuando voy a la piscina o a la playa con Juan Pablo (hijo) me siento un poco más tranquila. Sabe nadar muy bien, aquí hay excelentes profesores. Es una muy linda y excelente iniciativa”, dijo.

Y como alumna, la pequeña Paola Verdejo manifestó que el curso fue para ella una experiencia muy grata, porque “uno aprende y desarrolla habilidades que no conocía y que tenía dentro de uno, además se conoce gente y se hacen nuevos amigos, y lo más importante, es que se hace deporte”, subrayó.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *